lunes, 26 de enero de 2015

Ley Pulpín: Derogada en el Congreso por mayoría


Tras un prolongado e intenso debate, el pleno del Congreso derogó esta tarde la Ley 30288, que apuntaba a promover el acceso de un sector de jóvenes al mercado laboral.

Por 91 votos a favor, 18 en contra y cinco abstenciones, se derogó la norma que había sido promulgada por el Ejecutivo el 16 de diciembre pasado, después de ser aprobada por el propio Congreso de la República.

El presidente de la República Ollanta Humala convocó la semana pasada a una sesión extraordinaria para este lunes 26 de enero con la finalidad de debatir las propuestas presentadas en torno a la ley del régimen laboral especial, ante los reclamos de un sector de  los jóvenes y las protestas en las calles, situación que llevó a sectores de la oposición a proponer la suspensión, modificación y derogación de la norma.

Después de una amplia discusión –sostenida en el marco de un plenario extraordinario este lunes- se dio el visto bueno al texto sustitutorio planteado por el vicepresidente de la Comisión de Trabajo, Yohny Lescano.

La propuesta consta de un solo artículo, en el que se establece directamente la derogatoria de la mencionada norma.

Inicialmente, Lescano había plantado un texto con dos artículos. El segundo proponía formar una comisión multipartidaria y multisectorial para estudiar el problema del empleo juvenil y para elaborar un anteproyecto de ley al respecto.

Sin embargo, ante las voces en contra lanzadas por diversas bancadas, el parlamentario de AP-FA anunció que dejaría de lado esta última disposición y que la iniciativa legislativa constaría tan solo de aquel artículo que deroga la norma vigente.

Mientras este texto era alcanzado a la Mesa Directiva, el legislador Daniel Abugattás señaló que su bancada había propuesto modificar la ley introduciendo beneficios adicionales para quienes estén adscritos al régimen laboral juvenil. Señaló que, al no aceptar esto, los parlamentarios partidarios de la derogatoria “están traicionando a los jóvenes”.

Por su parte, el también oficialista Rubén Coa reclamó que el texto anunciado por Lescano se debatiera. Todo esto se daba en medio de intercambios de palabras entre numerosos parlamentarios, que generaron desorden, situación que llevó a la titular del Parlamento, Ana Solórzano, a tener que llamar la atención a fin de mantener el orden en el debate.

Incluso Solórzano se vio obligada a suspender la sesión y convocó a una junta de portavoces.

De manera rápida en ella se acordó reanudar el proceso. Tras retornar al hemiciclo los voceros y la directiva parlamentaria, se leyó el texto sustitutorio planteado por Lescano y se procedió a votar.

Con este resultado, el legislador Lescano planteó exonerar de una segunda votación a esta ley, lo cual también fue aprobado.

Dicho requisito se hacía indispensable dada la naturaleza legal de la norma ahora ya derogada. Solórzano también dio por concluida la legislatura extraordinaria, ya que se cumplió con el único punto fijado dentro de la agenda de esta.

No hay comentarios:

Publicar un comentario