lunes, 11 de mayo de 2015

Comuneros de Chucuito-Juli rechazan presencia de empresa minera


Campesinos del sector de Chiñalla en la provincia de Chucuito-Juli, comenzaron a cercar sus predios e instalaron barricadas en las vías rurales que conducen a las comunidades aledañas, para evitar el ingreso a la concesión minera “Tripulante Espacial Waly Asquiwa”.

El área peticionada se encuentra entre la ciudad de Juli y Pomata, provincia de Chucuito-Juli, al sur de Puno.

El Instituto Geológico Minero y Metalúrgico (Ingemmet), informó que la concesión aún no está lista para la explotación porque para ello se requiere una serie de permisos, los cuales no se logran de la noche a la mañana.

Miguel Ñuspa, comunero de la zona explicó que el propósito de sus paisanos es desde ahora marcar una posición contra quienes planean explotar minerales.

“Nosotros no queremos ningún proyecto minero. Desde ahora estamos tomando nuestras previsiones. Eso significa que nos estamos organizando para que luego no nos sorprendan”, refirió.

Explicó que al cerrar el paso a extraños, el propósito comunal es proteger al centro arqueológico de Tanapaca, ubicado sobre el cerro del mismo nombre, al cual los comuneros lo consideran además un apu (deidad).

Ñuspa reveló que existe un acuerdo comunal para no permitir el ingreso de ningún extraño ni la circulación de vehículos, que no sean los que habitualmente los trasladan a sus comunidades.

“Ya está  dicho. No hay más. Acá nadie ingresa a nuestras comunidades. Cualquier extraño será botado de nuestras parcelas. Aquí, el gobierno no va hacer lo que se le da la gana. Nuestra posición es no permitir el desarrollo de ese proyecto”, precisó. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario