viernes, 3 de junio de 2016

Desaparece cadáver de bebe en hospital Hipólito Unanue de Tacna


El cuerpo sin vida de un neonato que estuvo en el área de Patología, tras el alumbramiento de una adolescente de 15 años que tuvo un parto prematuro, el 23 de mayo, se encuentra no habido en el hospital regional Hipólito Unanue.

Según denunciaron los familiares del menor, cuando acudieron al nosocomio para retirar el cadáver y así darle cristiana sepultura, tal como les recomendaron el 25 de mayo cuando dieron de alta a la parturienta, el personal médico de patología les informó que no había ningún cuerpo en la sala mortuaria y el feto que reclamaban lo habían entregado a otra persona o en todo caso fue incinerado.

Tras conocerse este caso, el fiscal de turno Yésica Bahamondes inició una investigación en el hospital Hipólito Unanue para esclarecer la desaparición del neonato inerte y/o averiguar su ubicación.


RECLAMO

Según detalló Martha Nina, madre de la adolescente de iniciales M.N. (15), su hija tenía un embarazo de 24 semanas y 5 días cuando fue evacuada al servicio de Emergencia del hospital Unanue el 21 de mayo, por los dolores de parto que sentía.

Posteriormente la adolescente alumbró a la criatura sin vida y fue internada durante dos días. “Cuando dieron de alta a mi hija, quisimos retirar el cuerpecito de mi nieto, pero me dijeron que el médico patólogo estaba de vacaciones y debíamos volver el 1 de junio y no nos preocupemos porque el cuerpo estaría conservado, pero me mintieron y ahora me dicen que ya lo entregaron a otra persona”, dijo la mujer sollocienta, una persona de condición humilde y que vive con sus hijos en la asociación Villa del Transportistas en el distrito Gregorio Albarracín.

Asimismo, tíos y primos de M.N. dijeron que la familia acudió al nosocomio a las 8 h y coordinó con una empresa funeraria para retirar el cadáver y luego sepultarlo en un camposanto del distrito La Yarada Los Palos, pero ante la desaparición del cuerpo hicieron la denuncia ante la PNP.

A las 12:45 h la fiscal Bahamondes ingresó al sótano del hospital Unanue, donde está la sala mortuaria y área de patología, constatando que no había cuerpo de neonato. Al tratar de indagar sobre lo sucedido, no recibió una explicación clara.

Lo habrían incinerado sin permiso de familia

Por la tarde se conoció que el cuerpo de la criatura habría sido incinerado sin una autorización de la familia de M.N., según indicó a la Fiscalía el jefe de Patología, Ángel Rosado.

La fiscal Yésica Bahamondes señaló que está en curso una investigación porque el cadáver habría sido considerado como restos y se dispuso la destrucción.

No hay comentarios:

Publicar un comentario