lunes, 9 de enero de 2017

Fujimori tuvo relación importante con las constructoras brasileñas


El periodista y politólogo brasileño Iván Martínez-Vargas confirmó que Odebrecht ha pagado más de los 29 millones de dólares que ha confesado como sobornos en nuestro país. Considera que lo que pueda decir Jorge Barata, ex representante de la constructora en el Perú, será clave para saber cuánto y a quiénes se entregó dinero.

Odebrecht ha llegado a un acuerdo con el Ministerio Público del Perú para entregar información sobre el pago de coimas. ¿Cuánto se conoce en Brasil sobre el esquema de sobornos para el caso peruano?

Odebrecht está en Perú hace muchas décadas. Lo que se ha investigado es lo más reciente. Se ha descubierto una cantidad inmensa de casos no solo con Odebrecht, también con OAS, Camargo Correa; más recientemente Andrade Gutierrez, que son las grandes constructoras brasileñas que se intercambiaban licitaciones de Brasil. En el caso de Perú, es más sobre Odebrecht y OAS, que tienen más nexos, pero también está Camargo Correa. La investigación 'Castillo de Arena' también investigaba casos de Camargo Correa. Sobre Perú se sabe la cifra de los 29 millones de dólares, pero eso sería el pago de coimas correspondiente a los últimos años, no necesariamente son todos.

¿Crees que el pago de sobornos sería mayor?

Por supuesto que es mayor. Odebrecht tenía un División de Operaciones Estructuradas que se encargaba del pago de coimas y ventajas, y corrupción en los países donde operaba. En el caso peruano, Odebrecht estaba desde el gobierno militar, desde esa época ya se hablaba que tenía una relación muy íntima con gobiernos poco transparentes. Ha tenido casi tres docenas de obras públicas en la época del fujimorato, es una cantidad importante, entonces es muy poco probable que solo sea esa cantidad de coimas que señalan. Eso sería lo más reciente, relacionado a 'Lava Jato'.



¿Desde que Odebrecht empezó en Perú tenía un esquema del pago de sobornos para ganar licitaciones?

Es que es muy sospechoso. Odebrecht siempre ha tenido esa relación poco transparente, entonces se tendría que investigar. El informe del ex congresista Pari ha sido silenciado por los congresistas del Apra, fujimoristas y de Perú Posible. Tampoco he escuchado a congresistas fujimoristas hablando del tema, siempre han hablado poco de la corrupción de Odebrecht. Hace años entrevisté a Keiko Fujimori y le pregunté sobre la relación de las constructoras de Brasil con su papá, fue bastante genérica, con lo cual te diría que también han tenido una relación muy importante con el gobierno de Fujimori y no hay razón para creer que ha sido una relación distinta a la que ha tenido con Alan García, Alejandro Toledo y Ollanta Humala. El patrón de Odebrecht ha sido siempre tener buenas relaciones con los gobiernos de turno de los países donde ha operado.

¿Esas buenas relaciones implicaban sobornos?

En los últimos años lo que se ha descubierto en 'Lava Jato' es que esas buenas relaciones, al menos en la última década, han representado el pago de coimas y la financiación de campañas políticas de manera bastante rara. La remesa de plata de Brasil a Perú.

¿El pago de coimas implicaba a funcionarios públicos, políticos y partidos políticos?

Sin duda, División de Operaciones Estructuradas no trabajaba solo con el pago de coimas a funcionarios públicos, también hubo financiación de campañas electorales y pagos, no solo en Perú. En Bahía se ha incautado documentos que podrían decir que hubo pagos a Ollanta Humala por más de 4 millones de dólares para su campaña política. Humala tenía una relación mucho más cercana al lulismo el 2011. Hubo una simpatía mutua y el asesor de marketing de Ollanta Humala, Luis Favre, fue hombre del Partido de los Trabajadores.

¿En el caso peruano Odebrecht tenía el interés de colocar al presidente o alcalde de Lima que quisiera?

Eso es muy difícil de decir, lo que sí te puedo afirmar es que a Odebrecht siempre le convino tener buenas relaciones con el gobierno de turno. OAS ha tenido buenas relaciones con el alcalde Castañeda, eso está más que probado, hasta una muy sospechosa relación. Por supuesto que OAS y Susana Villarán también tuvieron una relación bastante amistosa.

¿Por qué se generó una cultura del soborno entre las constructoras brasileñas para ganar licitaciones?

No solo en Perú. Lo que 'Lava Jato' investiga, y cada vez es más claro, es que lo que han hecho es un operación de cartel, es decir, la distribución de obras públicas. Hay una investigación multidisciplinaria en marcha sobre eso. Todas estas grandes constructoras han tenido problemas judiciales, sus presidentes o directivos están procesados o en la cárcel. Está el caso de Leon Pinheiro o Marcelo Odebrecht y los 77 ejecutivos son importantes. Ricardo Pessoa de UTC también quería hacer negocios en Perú.

¿Se hará más fácil encontrar la ruta del dinero con la firma del acuerdo entre Odebrecht y la fiscalía peruana?

Sí. Las delaciones en Brasil sí que son muchísimas y faltan más de setenta. Es mucho por salir a la prensa y que involucra altos cargos en Brasil y toda América Latina.

¿Cuán importante es la declaración de Jorge Barata? ¿Se sabe lo que ha declarado en Brasil?

Todavía. Lo que se sabe es que era un funcionario clave de Odebrecht en Perú. Si ya se sabe que hay el pago de 29 millones de dólares de sobornos en estos últimos años y Barata era clave, es muy difícil decir que no sabe nada. Él debería tener información precisa de cuánto se pagó y a quién se pagó.

Barata estaba en relación directa con la División de Operaciones Estructuradas.

Exactamente. Centralizaba el núcleo de relaciones de Odebrecht en el Perú con políticos y empresarios. Es el funcionario que más sabe de todas las irregularidades que se habría cometido en el Perú.


¿Tendría que contar todo lo que sabe o podría ocultar información?


Hay una determinación de Emilio Odebrecht, padre de Marcelo Odebrecht –que está en la cárcel– y es que los ejecutivos que se han acogido a la delación premiada hablen toda la verdad porque es parte del acuerdo para que Marcelo Odebrecht salga de la cárcel. Si se encuentra una información que es mentira todas las delaciones del acuerdo pueden ser anuladas por la contraparte y perderían beneficios de reducción de penas. No es ventaja para ellos. Existe la posibilidad de que no confiesen algo pero es muy baja.

(FIN) La República

No hay comentarios:

Publicar un comentario