sábado, 16 de agosto de 2014

Economía creció 0,3% en junio, lo más bajo en 5 años


Impulsado por la caída de sectores primarios y actividad fabril, el PBI tuvo su menor expansión desde octubre del 2009. Con ello, el Perú logra un crecimiento de apenas 3,3% en el primer semestre del 2014.
Alejandra Cruz C.

Al reportar un 0,3% de crecimiento en junio, el Producto Bruto Interno (PBI) peruano logró un incremento de 3,3% en el primer semestre del año. Con dicho resultado es imposible llegar a las estimaciones oficiales de 5% para el 2014. Por ello, en la víspera, el ministro de Economía, Luis Miguel Castilla, recordó que el resultado para la economía estaría solo entre 4% y 4,5% en el 2014.

Aun así, el gobierno presentó la cifra como positiva. “El país consolida una tendencia de 59 meses de crecimiento consecutivo”, destacó el jefe del Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI), Alejandro Vilchez.

Sin embargo, la tasa es la más baja registrada desde el 1,2% de octubre del 2009, que fue producto de la crisis mundial originada por la caída de Lehman Brothers. Además se ubicó por debajo del 1,5% que esperaban los analistas en un sondeo de la encuesta Reuters.

Al respecto, el presidente de la Confederación Nacional de Instituciones Empresariales Privadas (Confiep), Alfonso García Miró, consideró que el resultado no afectará las decisiones de inversión y consumo en el país. Opinó que es un error publicar el PBI mensual y que debería hacerse trimestralmente. “Con ello solo se crea un proceso artificial de inestabilidad y de expectativas innecesarias”, concluyó.

Por su parte, el analista senior de Intéligo SAB, Fernando Iberico, aseguró que el resultado abriría la posibilidad de un mayor relajamiento de la política monetaria.

“El Banco Central aún tiene espacios para manejar encajes, pero en su próxima reunión podría reducir la tasa de interés de referencia por lo menos 0,25 puntos más”, dijo Iberico, considerando que ello transmitiría al mercado un compromiso con la reactivación.


LO QUE AFECTÓ EN JUNIO

En el sexto mes del año, como en la mayoría del primer semestre, el comportamiento de la producción nacional continuó siendo golpeado por los sectores primarios. En junio estos retrocedieron en conjunto más de 9%, según el INEI.

La pesca disminuyó más de 30%, mientras que minería e hidrocarburos y agropecuario descendieron poco menos de 6% cada uno. Ello arrastró a la baja a manufactura (que cayó más de 8%) por la menor producción de harina y conservas de pescado, refinación de petróleo y fabricación de derivados de minerales no ferrosos.

Para BBVA Research, el pobre desempeño de los sectores primarios obedece a factores de carácter transitorio. Agricultura y pesca se vieron afectadas por el fenómeno de El Niño. “La temperatura mayor a la normal llevó a que la anchoveta se profundice y que con ello se dificulte su captura. A la vez afectó la producción de cultivos en la costa”, explicó BBVA en su reporte.

Con respecto a minería, tanto Credicorp Capital como el economista José Oscátegui explicaron que su desempeño se vio afectado por menores leyes del mineral y menores volúmenes de producción de oro  y zinc, a pesar del aumento en la producción de cobre.

“Algunos proyectos han disminuido su producción por operaciones de mantenimiento, explotación transitoria en zonas de bajo contenido de metal y cierre de algunas minas que ya cumplieron su ciclo (como Pierina, uno de los principales productores de oro)”, detalló BBVA.

En contraste, los sectores que mostraron un mejor comportamiento en junio fueron comercio, servicios y construcción. Sin embargo, este último rubro –uno de los que genera mayor empleo– había estado impulsando el crecimiento local con cifras superiores a los dos dígitos y en el sexto mes se expandió apenas 3,13%.


FACTORES DEL SEMESTRE

En el primer trimestre del año, la expansión de la economía fue de 5,09%, mientras que en el segundo trimestre se produjo la desaceleración con 1,65%, dijo el jefe del INEI para explicar el resultado semestral de 3,3%.

“Para nadie es secreto que hemos tenido un primer semestre decepcionante. En el segundo trimestre se dio una conjunción de factores coyunturales externos e internos imprevistos”, explicó el ministro Castilla y aseguró que estos ya comenzaron a disiparse.

Entre ellos destacó los factores climáticos, la dura caída de los términos de intercambio, la lenta recuperación de Europa y Estados Unidos, y la menor demanda de metales de China. No obstante, reconoció que la caída de la inversión privada ha tenido un fuerte impacto. “No creció como hubiéramos querido, pero pondremos todo de nuestra parte por recuperarla”, aseguró Castilla.

Al respecto, el presidente del Banco Central de Reserva (BCR), Julio Velarde, afirmó que el exceso de regulación que impuso el Estado en los últimos años también incidió en el semestre.

“La opinión del asesor legal de un departamento pequeño en una entidad estatal puede paralizar un proyecto que ya tiene la opinión favorable de un ministro”, dijo como ejemplo.

Pese a ello, Velarde pidió a los empresarios ser optimistas, pues el segundo semestre será mejor que el primero y el 2015 mejor que el 2014.

Dólar rompe la barrera de S/. 2,80 tras dato del PBI de junio

El tipo de cambio subió 0,32% y cerró en S/. 2,804 en el mercado interbancario, nivel superior en relación a los S/. 2,795 del cierre del jueves, luego de que el INEI diera a conocer el débil dato del PBI en junio. Así, el dólar revirtió sus malos resultados anuales y ahora reporta una ganancia de 0,14%.

En la sesión, el Banco Central de Reserva sorprendió comprando US$10 millones pese a que el dólar evolucionaba al alza. La intervención del ente emisor se da después de casi tres meses.

Por su parte, la Bolsa de Valores de Lima (BVL) cerró a la baja debido a que los inversionistas se mostraron decepcionados por el débil dato del comportamiento de la economía en junio.

El Índice General de la BVL bajó 0,28% hasta los 16.758 puntos. En tanto, el Índice Selectivo retrocedió 0,41% y llegó a las 23.419.93 unidades.

No hay comentarios:

Publicar un comentario